EL ORIGEN DE LAS GANANCIAS

Escrito por evolvens | junio 12, 2013 | General | No hay comentarios

Es a Eurípides de Salamina (uno de los tres grandes poetas trágicos griegos) a quien se le atribuye la frase “Las ganancias mal logradas reportan pérdidas”. A simple vista, el hecho de que una ganancia pueda reportarnos pérdidas nos puede parecer chocante a la vez que contradictorio, sin embargo está mas que demostrado la veracidad de esta afirmación.

Todos los inicios de cualquier actividad económica tienen un objetivo en común: obtener beneficios. Ese es el fin, y lo que se pretende es conseguirlo en el menor tiempo posible, la clave está en no hacerlo a cualquier precio, y para ello es primordial andar con pies de plomo al principio ya que es cuando mas inestabilidad de todos los tipos (balance, financiera, credibilidad con proveedores, falta de histórico en entidades financieras para pedir créditos, etc..) se tiene.

Haciendo gala de un famoso slogan de una marca de neumáticos “La potencia sin control no sirve de nada”, yo añadiría que el exceso de potencia es hasta peligrosa; en un coche te puedes matar y en un negocio sobre endeudar.

Un ejemplo: Una gran empresa multinacional os hace el pedido mas grande que jamás habéis tenido. No existe riesgo de impago y el margen de beneficio con la venta es muy bueno. Eso si, el pago se realizará mediante transferencia al año de encargar el pedido y para su entrega es necesario que la empresa se abastezca de producto, contrate gente adicional y alquile maquinaria. ¿Aceptaríais el pedido? Bajo mi punto de vista este sería un claro ejemplo de muerte por éxito.

Hay que tener claro que en laS empresas, como en muchos otros ámbitos de la vida, existen las etapas, y hay que tener claro de cara a endeudamiento, riesgo con proveedores, aceptación de pedidos, etc…en el que se está en cada momento. Hay que buscar encarecidamente, y hoy mas que nunca, el crecimiento sostenible y estudiar si lo que a priori parece una oportunidad clara, es nuestra empresa capaz de asumirla para que ninguna de nuestras acciones en búsqueda de ganancias acabe, por desgracia, reportándonos una pérdida.

Share on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn+1Share via email


0 Comentarios


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.